Se encontraron 40 años después de egresar de su escuela / SAN FELIPE CHILE

TRAS 40 AÑOS DE EGRESAR.- Ellas son las chiquillas de la Generación 1981 del Colegio Religiosas Carmelitas, quienes se reencontraron este sábado en el Colegio Vedruna. (Foto Fernando Díaz Neira)
TRAS 40 AÑOS DE EGRESAR.- Ellas son las chiquillas de la Generación 1981 del Colegio Religiosas Carmelitas, quienes se reencontraron este sábado en el Colegio Vedruna. (Foto Fernando Díaz Neira)

ACONCAGUA CHILE.- Este sábado 23 de octubre las cámaras de MASDIARIO.ES viajaron a Valparaíso de Chile para presentarnos hoy una hermosa historia de amigas muy unidas desde su muy tierna infancia, y que después de 40 años de egresadas del Colegio Religiosas Carmelitas, la generación de alumnas del año 1981 se reencontró presencialmente en su querido Colegio, para compartir con alegría y emoción los recuerdos de su vida infantil y juvenil, los sueños y desafíos educativos que compartieron durante su época de escuela.

Joanna Salazar, eterna presidenta del curso.

UN SÓLO CORAZÓN

Diario El Trabajo habló con una de ellas, Joanna Salazar, quien siempre fue la presidenta del curso y una de las gestoras de tan simbólico reencuentro.

«Para todas nosotras este reencuentro fue muy significativo, pues aprendimos nuevos conocimientos, a vivir en el mundo junto a nuestras compañeras, en donde la sinceridad, felicidad y lealtad nos dejó un sello especial en nuestras vidas», comentó Salazar.

¿Cómo estuvo esa visita a su colegio, hubo Misa?, ahora se llama Vedruna

– La Eucaristía de Acción de Gracias fue presidida por el padre Mauricio Cruz, en la cual dieron gracias al Señor por los dones recibidos manifestados en todas las herramientas y habilidades que nos ha permitido enfrentar la vida. Estar en Misa fue retroceder a nuestra niñez, contar con el coro de siempre con Carolina Ibarra y Patricia Tello en las guitarras, cantando nuestros cánticos colegiales, ninguna necesitó leerlos, todas alabábamos al Señor y la capilla parecía estremecerse. Alejandra Arzani y Carol Contreras ‘dirigiendo’ la Misa fue emocionante. Llegaron exalumnas como Patricia Bastías, Marisol Turres, Edith Martel, Olivia Pereira, Ana Pinilla, Berta Herrera, Ana Brito, Marjorie Campos, Gilda Segura y Patricia Quezada. Vernos después de 40 años fue emocionante, la asistencia a la Misa fue inesperada, capilla casi llena.

NIÑAS OTRA VEZ.- Aquí las vemos en su sala de clases, un poco más moderna, pero su salón al fin.

¿Cuál fue el centro de este encuentro físico y espiritual?

– Estar ahí, todas juntas, vivas, temblando unas, llorando otras, estar vivas y juntas de nuevo, ese amor puro de niñas y el mensaje de Amor que nos hizo capaces de labrar nuestro destino, ese fue el Centro de nuestro encuentro. Logramos con los años ser ejemplo del buen hacer y vivir cristiano. Agradecimos también por todo el apoyo de las familias, profesores y de las Religiosas Carmelitas, sobre todo nuestra querida Madre Berta,  y la Madre Genoveva por su avanzada edad no pudo participar, pero nos envió un mensaje, ellas fueron un pilar importante para alcanzar diferentes logros en nuestras vidas. Además, contamos con la participación del director del Colegio, Marcos Lucero Olguín, quien nos apoyó en todo momento, facilitándonos la apertura de nuestra sala de clase y recorrer las dependencias hoy muy cambiadas y modernas, lo que nos alegra mucho.

¿Cómo y dónde terminó la jornada de este sábado?

– Después de la Misa, todas a celebrar al Club San Felipe, donde nos esperaba un rico coctel acompañado de un saxofón con hermosas melodías. Más tarde entramos al salón principal decorado hermoso, donde todas manifestaban la buena organización. Como presidenta me correspondió dar el discurso de bienvenida a las Carmelitas Generación 1981, agradeciendo primero a Dios, quien nos permitió estar ahí reunidas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí